Toxicidad por metales: Su cerebro bajo asedio

El cuerpo puede eliminar muchos elementos dañinos. Con frecuencia, puede descomponer o expulsar estas toxinas antes de que causen daño. Sin embargo, los metales pesados pueden ser más difíciles de eliminar. Las cantidades elevadas de estos metales pueden causar varios problemas de salud. Evitarlos es un paso muy importante.

Toxinas naturales

Los metales se pueden encontrar en todos lados. Son una parte natural del entorno, pero también se pueden agregar en la fabricación. Muchos metales pueden ingresar al sistema alimentario de esta manera. Pueden pasar al agua que bebemos o encontrarse en granos usados en la cadena alimenticia. Los metales también se usan para hacer objetos comunes. Es posible que estemos expuestos a metales al realizar las siguientes acciones:

  • Comprar algunos artículos, como juguetes, joyería, platos
  • Trabajar
  • Estar en contacto con desechos industriales
  • Consumir medicamentos que tienen aluminio (antiácidos) o someterse a procedimientos médicos (diálisis y alimentación por sonda intravenosa)
  • Estar en contacto con pintura o tierra contaminada (los niños pequeños alguna vez la comen)
  • Consumir alimentos o bebidas que contengan altos niveles de metales

Algunos metales desempeñan una función importante en el cuerpo. Sin embargo, son perjudiciales en grandes cantidades. Otros solo causan daño. La mayoría de los metales pueden afectar al cerebro, lo que los hace peligrosos.

El cerebro como un órgano afectado

Las toxinas acumulan órganos específicos. Esto determinará cuáles serán los síntomas. Los metales pesados suelen afectar el cerebro y la médula espinal, y pueden causar lo siguiente:

  • Cambios en el estado mental o en la personalidad
  • nerviosismo;
  • Irritación
  • Insomnio
  • Delirio
  • Temblores
  • Debilidad muscular
  • Fatiga
  • Memoria deficiente
  • Sensación de adormecimiento y hormigueo en los brazos y las piernas
  • Espasmos de un músculo
  • Cambios en la audición, la visión o el gusto o pérdida de estos sentidos
  • Problemas de concentración
  • Convulsiones

Niños en riesgo

El cerebro y la columna vertebral se desarrollan rápidamente durante la niñez. Las toxinas pueden causar más daño durante esta etapa que en la edad adulta. Los niños también comen más calorías por libra de peso corporal que los adultos. Esto puede aumentar el nivel de metales tóxicos de los alimentos.

Los niños también tienen el hábito de ponerse cosas en la boca. Esto puede aumentar la exposición a algunos metales, especialmente al plomo. Los niveles altos de plomo en la sangre se han vinculado a un coeficiente intelectual inferior, calificaciones escolares deficientes y problemas de conducta. Los niveles altos de plomo en la sangre pueden ser potencialmente mortales.

Intoxicación por mercurio

El mercurio se usa en muchas industrias. Se han producido muchos brotes de toxicidad por mercurio. La industria en Japón derramó desechos en una bahía donde muchas personas pescaban. Muchos residentes que comieron pescado terminaron intoxicados por mercurio. Una crema de belleza producida en México causó otro brote en muchos países.

En el hogar

El mercurio se puede encontrar en termostatos, bombillas fluorescentes, barómetros, termómetros de vidrio y dispositivos para la presión arterial. El mercurio puede derramarse si estos dispositivos se rompen. Los vapores del mercurio también pueden liberarse en el aire. Se están realizando grandes esfuerzos para eliminar el mercurio de los hogares. Por ejemplo, los termómetros de mercurio ya no se fabrican ni se utilizan en centros médicos.

La cantidad de mercurio derramado es importante. Las personas pueden lidiar con las cantidades más pequeñas. Siga las indicaciones del http://www.epa.gov/mercury/spills. Tal vez desee imprimir estas indicaciones. Guárdelas para una referencia posterior en caso de que no pueda usar Internet cuando ocurra un derrame.

Los derrames mayores que la cantidad encontrada en un termómetro son una urgencia ambiental. Será necesario que un profesional los limpie. En caso de derrames más grandes, siga las indicaciones del EPA:

  • http://www.epa.gov/epahome/state.htm
  • Mantenga el área cerrada. Cierre las puertas. Cubra las aberturas entre las habitaciones con plástico.
  • Apague la calefacción. Esto ralentizará los vapores del mercurio.
  • Abra las ventanas.
  • No use la aspiradora ni la escoba para limpiar el mercurio.
  • Apague los ventiladores y el aire acondicionado. Estos pueden propagar los vapores en la casa.
  • Mantenga a los niños alejados del derrame. Si es posible, manténgalos fuera de la casa.
  • No permita que nadie camine sobre el derrame.
  • No vierta el mercurio por el desagüe ni lo tire por el inodoro.

Cosméticos

Los cosméticos para los ojos también pueden contener mercurio. La Administración de Alimentos y Medicamentos de los EE. UU. (FDA) solo permite pequeñas cantidades. La agencia vigila cuidadosamente los informes de problemas. Los productos se pueden prohibir si se detectan niveles elevados.

Empastes dentales

Un tipo de empaste dental contiene un poco de mercurio. La amalgama dental o los empastes de plata tienen aproximadamente el 50% de mercurio. Los vapores de mercurio se pueden liberar con el tiempo. La FDA afirma que la cantidad de mercurio se encuentra dentro del nivel seguro para el cuerpo.

Los empastes se han controlado durante muchos años. La investigación no ha demostrado que este tipo de empaste sea perjudicial. Puede solicitar empastes hechos con otro material. Es posible que no sean adecuados para algunas necesidades. El dentista puede revisar sus elecciones.

Envenenamiento por Plomo

El plomo se puede acumular en el cerebro y causar lesiones en las células. El cerebro tiene una barrera natural que mantiene los gérmenes y otros elementos alejados del cerebro. El plomo puede causar roturas en esta barrera. Permite que las drogas y las toxinas accedan mejor al cerebro. El plomo también daña las células del cerebro que son importantes para el aprendizaje y la memoria, el comportamiento y la coordinación muscular. Por este motivo, es tan importante asegurarse de que los niños no coman trocitos de pintura ni inhalen el polvo que contiene plomo.

Platos

Algunos platos tienen esmalte a base de plomo. Los vasos de cristal también pueden tener plomo. Usted puede absorber algo plomo cuando los usa. Los productos nuevos tendrán etiquetas de advertencia. Las piezas más viejas, como las antigüedades, es posible que no tengan etiquetas de advertencia.

Pintura

La pintura a base de plomo es otra fuente de intoxicación por plomo. La mayoría de las casas construidas antes de 1978 tienen pintura con plomo. El plomo se puede encontrar en el polvo de la casa, que puede ser inhalado o descascararse como virutas de pintura. Los bebés pueden llevarse pedazos de pintura o polvo a la boca. El Departamento de Salud local ofrece programas para ayudar a deshacerse del plomo que puede suponer un riesgo para los niños en los hogares.

Tierra

El plomo se encuentra naturalmente en el suelo. La cantidad ha incrementado debido a depósitos de gas con plomo (que ya no se utilizan), pedazos de pintura de áreas externas o la industria. La exposición al plomo ocurre cuando se come tierra, un hábito común de los niños pequeños. Las verduras que crecen en el suelo contaminado con plomo también pueden aumentar la cantidad de plomo en el cuerpo.

Plomería

Los edificios más antiguos pueden contener tubos y accesorios de plomería con plomo corroído. La exposición también puede suceder a través de tuberías que no se usan con frecuencia. Cuanto más tiempo lleva el agua en las tuberías, más plomo contiene. Las empresas de agua controlan el contenido de plomo. Busque informes de agua locales.

Aluminio

El aluminio se encuentra en productos comunes, como antiácidos (Maalox Advanced Regular Strength, Mylanta), analgésicos (Bufferin), antitranspirantes, cosméticos, y ollas y sartenes. Es fácil ver cómo entra el aluminio en el cuerpo humano. También hay fuentes de aluminio menos evidentes, incluidos muchos de nuestros alimentos y fuentes de agua.

El aluminio es el metal más común en la corteza terrestre. No cumple una función natural en el cuerpo humano. Esta puede ser la razón por la que nuestro intestino tiene problemas para absorberlo. Menos del 1% del aluminio que comemos se absorbe en el cuerpo. Los riñones sanos con frecuencia pueden eliminar lo que se absorbe. Las personas con problemas renales pueden tener problemas para eliminar el aluminio. Esto puede provocar una acumulación peligrosa, demencia y otros problemas en el cerebro o la columna vertebral.

Y la lista continúa

Muchos metales desempeñan importantes funciones en el cuerpo. Son los niveles altos los que pueden causar problemas. Algunas enfermedades también pueden dificultar que el cuerpo se deshaga de los metales, lo que puede provocar problemas. Los metales que se sabe que provocan daños son el manganeso, el hierro, el cobre, el talio y el cadmio. El mercurio, el plomo y el arsénico son probablemente las amenazas metálicas más graves para la salud humana. Por este motivo, es importante saber qué es lo que ingresa en el hogar o en el cuerpo.

RESOURCES:

Agency for Toxic Substances and Disease Registry
http://www.atsdr.cdc.gov
United States Environmental Protection Agency
http://www.epa.gov

CANADIAN RESOURCES:

References:

Aluminum measurement, blood. EBSCO DynaMed website. Available at: http://www.dynamed... . Accessed June 8, 2020.
Code of Federal Regulations Title 21. US Food and Drug Administration website. Available at:
...(Click grey area to select URL)
Updated April 1, 2019. Accessed June 8, 2020.
Lead. US Environmental Protection Agency website. Available at: www.epa.gov/lead. Accessed June 8, 2020.
Lead poisoning in children. EBSCO DynaMed Plus website. Available at: http://www.dynamed... . Updated June 2, 2020. Accessed June 8, 2020.
Mercury in your environment. US Environmental Protection Agency website. Available at:
...(Click grey area to select URL)
Accessed June 8, 2020.
Prevention tips. Centers for Disease Control and Prevention website. Available at:
...(Click grey area to select URL)
Updated July 30, 2019. Accessed June 8, 2020.
Public health statement for mercury. Centers for Disease Control and Prevention, Agency for Toxic Substances and Disease Registry website. Available at:
...(Click grey area to select URL)
Accessed June 8, 2020.
Ultima revisión June 2020 por EBSCO Medical Review Board EBSCO Medical Review Board
Last Updated: 06/08/2020

EBSCO Information Services está acreditada por la URAC. URAC es una organización sin fines de lucro independiente de asistencia médica y acreditación dedicada a la promoción de asistencia médica de alta calidad a través de la acreditación, certificación y reconocimiento.

El contenido en este sitio es revisado periódicamente y es actualizado cuando nuevas evidencia son publicadas y resultan relevantes. Esta información no pretende ni será nunca el sustituto del consejo emitido por un profesional de la salud. Siempre busque el consejo de un doctor u otra persona calificada antes de iniciar cualquier nuevo tratamiento, o si tiene dudas respecto a una condición médica.

Para enviar comentarios o sugerencias a nuestro equipo editorial respecto al contenido, por favor envía un correo electrónico a healthlibrarysupport@ebsco.com. Nuestro equipo de soporte de Health Library responderá a su solicitud dentro de 2 días hábiles.

advertisement